Dinero causa de todos los males

Dinero ¿Causa de todos los males?

Seguido escuchamos frases como:

“El dinero es la causa de todos los males”;
“Soy pobre; pero honrado?”

O leemos historias como la que leí hace unos días:

Un banquero de inversión estaba en el muelle de un pueblito costeño cuando llego un botecito con un solo pescador. Dentro del bote habían varios atunes amarillos de buen tamaño. El banquero elogió al pescador por la calidad del pescado y le preguntó cuanto tiempo le había tomado pescarlos.

El pescador respondió que poco tiempo. El banquero le pregunto porque no permanecía más tiempo y sacaba más pescado. El pescador dijo que el tenía lo suficiente para satisfacer las necesidades inmediatas de su familia.

El banquero luego preguntó, “¿Pero que hace usted con el resto de su tiempo?” El pescador dijo, “duermo tranquilo, pesco un poco, juego con mis hijos, hago siesta con mi señora, María, caigo todas las noches al pueblo donde platico y toco guitarra con mis amigos. Tengo una vida extremadamente feliz y ocupada.”

El banquero le dijo, “Sabe amigo, yo tengo una maestría en negocios en Harvard y podría ayudarte.” Lo que debes hacer es pasar más tiempo pescando y con los ingresos adicionales comprar un bote más grande; con los ingresos del bote mas grande podrías comprar varios botes; eventualmente tendrías una flota de botes pesqueros. En 15 años podrías abrir una procesadora y vender pescado enlatado con tu marca. ¡Te volverías millonario!

- “¿Y luego qué?” preguntó el pescador. – “Luego te puedes retirar. Te mueves a un pueblito en la costa donde puedes dormir hasta tarde, pescar un poco, jugar con tus hijos, hacer siesta con tu mujer, caer todas las noches al pueblo donde platiques y toques guitarra con tus amigos”.

- El pescador respondió, “¿No es eso lo que tengo ya?

La “moraleja” de la historia es que a veces el hombre busca cosas que no necesita por “avaricia”.

¿Pero realmente estaría igual el pescador después de haber hecho su empresa que antes?

En una ocasión platiqué con un exitoso empresario sobre como había logrado hacer una empresa exitosa a partir de cero. Me contó de su origen humilde y de como en una ocasión uno de sus hijos enfermó… Lo llevó como pudo a un hospital público, donde el siente no le atendieron bien a su hijo.

Al señor le habría gustado haber llevarlo a su hijo con un médico particular, pero no había dinero. Su hijo lamentablemente falleció y él juró en su tumba que nunca más le faltaría dinero para llevar a su esposa o hijos con un médico particular.

A través de mucho esfuerzo, de manera honesta, hoy puede dar a su familia un nivel de vida desahogado, y sabe que si uno de sus hijos muriera, no sería por falta de médico o medicinas.

El dinero no es bueno ni malo. 

El dinero es eso. Dinero. No es bueno ni malo. Es una herramienta.

Un cuchillo es malo en las manos de un asesino; pero es útil en las manos de un jardinero.

La inteligencia es buena cuando se usa para el bien común; pero es mala cuando se usa para delinquir.

Acepta que el dinero venga a ti. 

Si nuestra percepción es que el dinero es malo, en esa medida nuestra mente subconsciente lo alejará de nosotros. Para protegernos del “peligro” que el dinero implica.

Enfoca tu mente en todo lo bueno que podrías comprar para tu familia; en como te ayudaría a construir tus sueños; en como a través de esos sueños lograrías ayudar a las personas; en que eres una persona buena, y por lo tanto, ¿Quién mejor que tú para usar esa herramienta?

Te recomiendo leer: “37 creencias sobre el dinero que no te dejan ganar bien haciendo lo que te apasiona.
Historia tomada de: El pescador y el banquero

2 pensamientos sobre “Dinero ¿Causa de todos los males?”

  1. BUENO PARECE SER MUY CIERTO, por lo tanto bienvenido todo lo que el universo este dispuesto a darme. yo estoy dispuesto a dar lo que me corresponde.

    1. Muy buen punto el que mencionas Leo. Hay que poner lo que nos toca. Nos ayuda a sentir que lo merecemos, eso nos ayuda a recibir.

Deja un comentario